Plusvalía Municipal

¿Qué es la Plusvalía Municipal?

La plusvalía municipal o Impuesto sobre el Incremento de Valor de los Terrenos de Naturaleza Urbana (IIVTNU), es aquel que determina el aumento de valorización de cualquier bien inmueble durante los años.

Esto se determina desde su posesión, hasta su traspaso, es decir, cuando éste sea vendido, heredado o dado en donación.

El tributo funciona como un cobro aislado que se genera al momento en el que se lleva a cabo la venta o la transmisión de un bien inmueble.

Aunque la plusvalía es de contribución obligatoria, al momento de ser cobrado no se tiene en cuenta varios factores que pueden afectar a miles de personas, ya que, pese al estado inestable de la economía española, los valores del terreno siempre se podrán encontrar en aumento.

Como consecuencia, en algunos casos se tiende a vender a pérdidas. Esto se puede ver reflejado en los diferentes cálculos propuestos en el TRLHL (Texto Refundido de la Ley Reguladora de las Haciendas Locales).

¿Quién debe pagar la plusvalía municipal?

Aunque el pago del impuesto es de carácter obligatorio, puesto que se encuentra regulado por el Real Decreto Legislativo 2/2004 del 5 de marzo, hay puntos que se deben tener en cuenta al momento de ejecutar el cobro, es decir, los aspectos del contexto en el que se realizó la transmisión.

  • Cuando es donación o herencia:

    Esta transferencia se conoce como título gratuito, por lo que el pago del impuesto recae en quien recibe el terreno.

  • Cuando es por compraventa:

    Se conoce como título oneroso y es cuando se presenta un intercambio monetario. En este caso quien paga la plusvalía es quien entrega la propiedad.

¿Quiénes se vieron afectados?

Se considera que un contribuyente se vio afectado por el cobro de la plusvalía municipal, cuando éste vendió su inmueble con pérdidas, es decir, que lo vendió por un importe inferior por el que lo adquirió.

Según las estadísticas, entre el 2013 y el 2016, más de un millón y medio de personas vendieron sus inmuebles, y se estima que aproximadamente unas 500.000 vendieron por debajo del valor por el que compraron sus viviendas.

La plusvalía municipal aportó más de 2.000 millones de euros a los ayuntamientos de toda España.

Como reclamar la plusvalía municipal

El contexto del impuesto: la plusvalía municipal

Boom inmobiliario. El valor del suelo empezaba a subir, la economía española dio un salto inesperado y empezó a decaer, y de un momento a otro el valor del ladrillo se paralizó.

Dicho panorama se dio a finales del 2008, momento en el que la plusvalía municipal empezó a afectar a miles de familias.

En ese panorama económico hostil, en el que el valor del suelo subía y el valor del ladrillo bajaba.

Fue el detonante que desembocó en una afectación considerable para gran parte de los contribuyentes, ya que el impuesto solo tiene en cuenta el valor del suelo, no el de la edificación como tal.

¿Cómo se calcula la plusvalía municipal?

A partir de la crisis inmobiliaria que se dio a finales del 2008, se optó por iniciar un proceso de verificación de los valores catastrales.

De esta manera y según las estadísticas, en el año 2011, por ejemplo, el valor catastral del suelo fue de un 298%, lo que muestra una subida absolutamente desquebrajada e inviable.

De este modo, se creó una situación en donde la ganancia patrimonial no guardaba proporción con el incremento presentado.

Ante esta situación los contribuyentes quedaban desubicados, sin entender la forma en la que el impuesto era calculado y la magnitud de afectación que podía generar.

Entonces, para entender un poco lo anterior y saber el valor de la plusvalía, se llevaba a cabo el siguiente cálculo:

  • Se multiplica el valor catastral que se encuentra en el impuesto sobre bienes inmuebles, por el coeficiente aprobado por el ayuntamiento, el cual puede variar entre el 3 y el 3,7% y por el número de años a partir de la compra o adquisición.

  • El resultado se multiplica por el tipo de impuesto aprobado por ayuntamiento, el cual puede ser máximo del 30%.

¿En qué casos no se debe pagar la plusvalía?

La plusvalía municipal en su cálculo tiene en cuenta el valor del suelo, más no el valor de la construcción del inmueble.

Esto contribuye a que se cobre un monto en ocasiones mayor al valor de venta, es decir, una situación en la que no hubo ganancia para el vendedor.

Por tal motivo el Ministerio de Hacienda y la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) pactaron la reforma del Impuesto sobre el Incremento de Valor de Terrenos de Naturaleza Urbana que se empezó a aplicar desde el pasado 15 de junio de 2017, con el fin de anular el cobro en venta a pérdidas.

De igual modo el Boletín Oficial del Estado (BOE) anunció sentencia de nulidad parcial del pago de la plusvalía municipal, dándole apoyo a quienes habían vendido con pérdidas, ya que no se puede pagar tributo, si el inmueble no está representando ninguna ganancia económica.

Plusvalía Municipal - Reclamar Plusvalía Municipal

Sentencia de nulidad

Recientemente el Ministerio de Hacienda y la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP), han pactado la reforma del Impuesto sobre el Incremento de Valor de los Terrenos de Naturaleza Urbana (plusvalía municipal).

Esta nueva medida se empezó a aplicar con carácter retroactivo desde el 15 de junio de 2017.

El Tribunal Constitucional se posicionó frente a estas situaciones en las que las ventas generaban pérdidas y declaró inconstitucional a la Plusvalía Municipal en estos casos. Aun así, y por desgracia, prácticamente todos los ayuntamientos de España siguen cobrando el impuesto en los casos de pérdida.

Por tal motivo el Boletín Oficial del Estado (BOE) anunció sentencia de nulidad parcial del pago, dándole apoyo a quienes habían vendido con pérdidas, ya que no se puede pagar tributo, si el inmueble no está representando ninguna ganancia económica.

¿Cómo reclamar la plusvalía municipal?

Los contribuyentes afectados terminaron pagando una suma que nunca debió ser cobrada y las sentencias fueron claras ante esto.

Por este motivo, es de crucial importancia que los ayuntamientos hagan la devolución del tributo, con el fin de reestablecer los derechos de todos los afectados.

Estos son los documentos que se deben presentar para reclamar la plusvalía municipal:

  • Copia del DNI.

  • Copia de la escritura de adquisición (por compra, herencia o donación).

  • Copia de la liquidación del impuesto.

  • Escritura de compra y venta del inmueble.

Hay que tener en cuenta que el primer paso para reclamar la plusvalía, es a través de la vía administrativa. Posteriormente si no se recibe una respuesta satisfactoria, se puede seguir la vía judicial.

  • En la primera vía, se realiza la presentación de un escrito de solicitud de rectificación y devolución de ingresos, en el que se establece la cantidad pagada de más.

  • De ser rechazada la solicitud de reclamación de la plusvalía municipal, el contribuyente podrá enviar en un plazo no mayor a 30 días, un recurso de reposición o reclamación económico-administrativa, ante el Tribunal Económico Administrativo municipal.

  • Si lo anterior no funciona, el afectado podrá contratar la ayuda de un equipo profesional en asuntos legales para empezar a hacer la reclamación por la vía judicial.

  • En esta etapa, en un plazo de dos meses, se debe presentar un recurso contencioso-administrativo ante el Tribunal Superior de Justicia.

Teniendo esto claro, los afectados podrán reclamar satisfactoriamente sus derechos y con esto, el dinero que pagaron de más.

Hay que tener presente que después de la sentencia, quienes vendan con pérdidas no deberán tributar la plusvalía municipal.

Si has vendido con pérdidas y has tenido que pagar este impuesto, puedes y debes reclamar.

¿Cómo proceder a la reclamación?

Como se trata de un asunto administrativo, para poder instar un procedimiento contra el Ayuntamiento, primero habría que agotar la vía administrativa, antes de optar por la vía judicial.

El primer paso es reclamar al Ayuntamiento, mediante la presentación de un escrito en el que se solicite la devolución de las cantidades pagadas de más.

Si el ayuntamiento rechaza la solicitud, el consumidor tendrá que presentar por segunda vez un escrito, en este caso, un recurso de reposición ante el Ayuntamiento.

También podría interponer una reclamación ante el Tribunal Económico-Administrativo.

Si se desestima el recurso, ¿qué vía nos queda por agotar?

Si este recurso/reclamación al Tribunal Económico Administrativo se desestima, el siguiente paso sería contar con la ayuda de un equipo de profesionales legales para optar por la vía judicial.

Plusvalía Municipal - Reclamar Plusvalía Municipal
Plusvalía Municipal
4.9 (98.42%) 38 votes

RECLAMA AHORA LA PLUSVALÍA MUNICIPAL

CORAZA CLASSIC